Después de tres décadas, la Sinfonía Democrática de Nino García tiene su estreno mundial en TV

16
Comparte MELOMAN@

El guitarrista Romilio Orellana y un ensamble de integrantes de la Orquesta Clásica Usach grabaron por primera vez la versión original de la obra

Nino García (1957-1998) es un caso único en la música chilena. Nacido en Valparaíso y tempranamente formado como pianista, su versatilidad le permitió trabajar en ámbitos tan diversos como la composición contemporánea, la música pop, la balada y los festivales que hace décadas reinaban en televisión. Fuera como autor, cantante, arreglista u orquestador, parecía dueño de un caudal creativo que se interrumpió trágicamente con su suicidio. Así, buena parte de su legado quedó en la oscuridad o ha sido difundido de forma póstuma.

Un ejemplo es la Sinfonía democrática, una pieza que creó en febrero de 1991, poco después del fin de la dictadura militar. Concebida para un ensamble de cámara, su versión original ha permanecido inédita por más de tres décadas, pero su confinamiento llegará a su fin: el próximo miércoles 18 de mayo se producirá su estreno mundial, de la mano del guitarrista Romilio Orellana, la pianista Beatriz Berthold y un ensamble conformado por integrantes de la Orquesta Clásica Usach, bajo la dirección de Pablo Carrasco.

Su interpretación se exhibirá en el programa Conciertos Usach, que emite el canal público Santiago Televisión (22:00 hrs.), y que nació como una respuesta de los elencos de la Universidad de Santiago de Chile ante los meses más duros de la pandemia. La tercera temporada del espacio se encuentra en plena exhibición y su próximo estreno estará consagrado a Nino García.

Emilio Donatucci, fagotista del sexteto Hindemith76, del que NinoGarcía formó parte, le sugirió que compusiera una obra para octeto y él agregó una guitarra para que yo la interpretara. Así nació esta sinfonía, que se basa en el proceso que vivió Chile desde el gobierno de Salvador Allende hasta el regreso a la democracia“, recuerda RomilioOrellana, principal gestor del proyecto, que también contempla la publicación de un disco a través de Aula Records, el sello discográfico de la Usach.

La Sinfonía democrática conjuga pasajes dramáticos y luminosos, siempre con la guitarra como protagonista. A través de sus cinco movimientos (“Voces”, “Más temprano que tarde”, “Oración”, “Impaciencia” y “Despertar”), incluye citas a Violeta Parra y Víctor Jara, así como un homenaje a Jorge Peña-Hen, precursor de las orquestas infantiles y juveniles en Latinoamérica, quien fue asesinado durante la dictadura militar. “Es una obra épica, porque retrata la batalla del pueblo y culmina con el regreso triunfal a la democracia”, describe RomilioOrellana. “Pero en ese movimiento final hay un huayno o un trote al que NinoGarcía le quita un tiempo. Eso hace que suene distinto, un poco cojo, entonces es una democracia un poco cuestionada por él”.

El guitarrista, que participó en 2000 del estreno de una versión orquestal de Sinfonía democrática, valora que ahora sea estrenada en el formato para el cual fue realmente concebida: “Es música muy bien hecha, que tiene una manufactura de música docta y requiere mucho trabajo, pero es muy difícil de clasificar, porque tiene mucho material de la música popular”, explica, comparando la obra con creaciones del compositor brasileño HeitorVilla-Lobos, el estadounidense GeorgeGershwin o el argentino AstorPiazzolla, por ejemplo. “Es una obra que se debe conocer. Nino García sintetiza el mundo clásico y el popular y, en esta obra, también lo que nos tocó vivir como país”. 

Salinas – Orellana: dúo de guitarras

El programa no estará dedicado solo a Nino García. En la primera parte, Romilio Orellana interpretará un arreglo de Juan Antonio Sánchez para “La partida”, de VíctorJara, y la Tonada fantasía de PatricioHenríquez. Luego, hará una colaboración con HoracioSalinas, director artístico de Inti-Illimani Histórico.

A dúo interpretarán arreglos que Salinas creó para “Alturas” y “Danza di Cala Luna”, dos de los títulos emblemáticos de su catálogo. “Son composiciones que nacieron muy dentro de la guitarra, del ejercicio de pulsar las cuerdas e ir descubriendo alternativas melódicas y arpegios”, dice el compositor. “La guitarra tiene sus gracias y acá logramos una sonoridad distinta, como una conversación entre las dos guitarras. El resultado musical es muchísimo más de lo que yo puedo hacer solo y seguramente es más de lo que puede hacer Romilio solo. Esa es la gracia de encontrarse en un dúo”.

Reconocido hoy como director de Inti-Illimani HistóricoHoracioSalinas es un autor que ha explorado múltiples géneros. Desde mediados de los ’80 ha grabado y publicado obras doctas y populares, además de música para teatro y cine. Uno de sus trabajos más recientes es la musicalización para la película El Húsar de la Muerte, grabada precisamente por la Orquesta Clásica Usach. Asimismo, registra varias colaboraciones con el eximio guitarrista australiano John Williams.

“No pretendo ser un músico académico y tampoco soy un folclorista”, dice sobre esa faceta de su trabajo. “Lo mío deambula entre distintos mundos y creo que todo el enorme repertorio de la música clásica está atravesado por estas pinceladas de localidad que tiene la música; tradiciones populares que la hacen curiosa y muy bella. Cuando no existe ese guiño cariñoso, la música entra en un plano especulativo que cuesta mucho entender. Yo siento que, como todo arte, la música es importante cuando ha adquirido un sentido de utilidad pública“. 

Comenta con Facebook



Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público.